Saltear al contenido principal

Esta entrada rehúye toda frivolidad. Tanto más en un asunto tan sensible como el del empleo en un sector que en esta crisis ya ha perdido más de 30.000 puestos de trabajo. Y lo que le queda, habida cuenta de la contracción de la actividad crediticia, de los procesos de concentración en marcha, y de la purga a la que nos somete la Troika en el marco del saneamiento de nuestro sector financiero (el mantra de la reducción de capacidad para ganar aumentos de productividad y minimizar las distorsiones de competencia fruto del sostenimiento público de entidades intervenidas).

SAREB, sucesión laboral, trabajo, Banca, Banco MaloAún hoy, en cifras absolutas, España tendría más sucursales bancarias que Francia, Alemania o Reino Unido (aunque menor número de empleados).

En esto llega la definición SAREB del perímetro de la metástasis a extirpar, y se anuncia un tajo fuerte de la actividad en las Entidades objeto de saneamiento materializado en la salida forzosa de todo su riesgo inmobiliario: créditos y préstamos, adjudicados y participadas.  Más de 100.000 millones de Euros en activos por su valor bruto (antes de provisiones y descuentos).

Y yo asumo que alguien estará en estos momentos gestionando esos activos en el marco de  un conjunto de medios materiales, técnicos y humanos afectos a esa actividad. Y lo asumo, no solo por lógica empresarial (que también), sino por la mucho más pragmática razón de que con buen número de esos profesionales colaboro en mi día a día.  ¿Qué suerte correrán ahora que el objeto de su trabajo se aliena, para engordar la más grande inmobiliaria del Continente?

Sin activos que gestionar y con la coyuntura sectorial apuntada en el párrafo introductorio, el futuro no se muestra muy prometedor. Y, sin embargo, no me resulta todo esto tan evidente.  ¿Sigue el empleo al activo? Si estuviéramos transmitiendo un inmueble afecto a una explotación hotelera, ya les confirmo que el recepcionista tendría derecho a seguir en su puesto de trabajo con la nueva propiedad. ¿Y para los gestores de activos inmobiliarios de la Banca nacionalizada?

En su día me interesé por los privilegios legales que se iban a reconocer a Banco Malo por la vía de la derogación singular de normas de general aplicación. Y ello porque en el caso irlandés se habían reconocido facultades exorbitantes de derecho común a NAMA establecidos en varias decenas de artículos de su ley constitutiva en materias tales como la ejecución hipotecaria, procesos concursales, formalización de transacciones, etc.

El legislador español ha sido, sin embargo, particularmente parco en este apartado del corta y pega, estableciendo apenas cinco “condiciones especiales” en el artículo 36.4 del RDL 24/2012. Dos de ellas conciernen a la derogación de las normas relativas a la sucesión de empresa a efectos de obligaciones frente a Hacienda y la Seguridad Social, mas salvaguardan expresamente la aplicación del artículo 44 del Estatuto de los Trabajadores (d) La transmisión de activos no constituirá un supuesto de sucesión o extensión de responsabilidad tributaria ni de Seguridad Social, salvo lo dispuesto en el artículo 44 del texto refundido de la Ley del Estatuto de los Trabajadores, aprobado por Real Decreto Legislativo 1/1995, de 24 de marzo).

Y ¿qué implica la invocación del artículo 44 ET al proceso de transmisión forzosa de los activos inmobiliarios de la Banca nacionalizada? Pues, básicamente, que si lo transmitido a Banco Malo se considerase una unidad económica, el nuevo titular se subrogaría en la condición de empleador asumiendo todos las obligaciones laborales frente a los trabajadores de Banca que hoy se encargan de la gestión de esos activos transmitidos.

Por cierto, que si tal fuera el caso, ya están tardando Banca Nacionalizada y SAREB en cumplir con las obligaciones de información previa a los trabajadores afectados. No sé porque me temo, sin embargo, que en el Plan de Negocio de la SAREB (ya en road show) no están precisamente contemplando la incorporación de los actuales trabajadores de banca encargados de la gestión de los activos inmobiliarios objeto de transmisión forzosa.

Yo, por si acaso, lo dejo apuntado. Háganselo ver.

@emilgarayar

Publicado también en La Caña, el blog de Emiliano en Cinco Días: http://blogs.cincodias.com/la-cana/2012/11/oportunidad-de-trabajo-estable-para-empleado-de-banca.html

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba